Perfiles Tecnológicos

Desarrollo de sotfware & IT Outsourcing

Mejora continua

Calidad, detrás del “Cliché”


A nivel corporativo, el conocimiento general respecto al proceso de calidad de la organización entre los empleados tiende a estar limitado a términos de certificación o procesos de auditoria. La verdad es que, aunque hasta cierto punto sí forman parte del proceso, estos términos no definen por sí mismos lo que calidad realmente es.

 La calidad es el grado de excelencia; la calidad tiene que ver con los sistemas, los procesos y la eficacia. La calidad es unir todos los elementos de la organización para asegurarse de que sea adecuada y funcione para sus accionistas, empleados y clientes. Por lo tanto, los agentes de calidad hacen más que solo evaluaciones porque la calidad es más grande que las métricas. Para comprender mejor qué es, debemos entender qué significa la optimización. De acuerdo con el diccionario Merriam-Webster, la optimización es “un acto, proceso o metodología de hacer algo lo más perfecto, funcional o efectivo posible,” (optimization, s.f). Entonces, la calidad está relacionada con optimización. De hecho, la calidad aplica para casi todo y la usamos incluso sin estar anuentes de ello, al usar un GPS para determinar la mejor ruta para el trabajo, al leer un libro en el autobús e incluso al tomar pequeñas decisiones, como modificar la rutina diaria para ahorrar tiempo o dinero. Todos estos son actos de calidad por el simple hecho de mejorar una rutina de vida y hacerla más eficiente. Incluso aquellas personas que crean un machote para no olvidar las tareas importantes del día, o una técnica para recordar un proceso más fácilmente, también son agentes de calidad. Entonces, la calidad no es un departamento, un término o una posición, la calidad es ser excelente en todo lo que hacemos.

Por otro lado, una calidad baja en la empresa afectará a la organización de múltiples maneras, por ejemplo, la productividad disminuirá porque las desaceleraciones o las interrupciones pueden volverse comunes; la falta de optimización del proceso hará que los agentes no estén seguros de lo que están haciendo y habrá un riesgo de tener que comenzar todo de nuevo; y los empleados no se involucrarán en el ambiente de trabajo porque los productos de calidad no son el objetivo. Como consecuencia de trabajar bajo estas condiciones, seguramente los niveles de satisfacción del cliente nunca serán los esperados por la empresa. Las consecuencias de no tener calidad en nuestro negocio pueden ser letales. La calidad es responsabilidad de todos y también una necesidad, ya sea a nivel de empresa o individual, si se desea tener el éxito.

Es importante que lejos de considerarse un número más en producción, los empleados puedan verse a sí mismos como un agente de calidad que hace la diferencia. Una vez que se logra ese estado de consciencia, se abre camino para el siguiente paso, mejora continua.

 

Autor: Josué Cordero Monge

 

Optimization. (s.f.). Recuperado de https://www.merriam-webster.com/dictionary/optimization


Noticias relacionadas

Motivación en el lugar de trabajo… ¿Cómo lograrla?
Motivación en el lugar de trabajo… ¿Cómo lograrla?

Para obtener un mejor desempeño laboral en cualquier entorno, es necesario que los trabajadores se encuentren satisfechos en su ambiente de trabajo. La motivación se obtiene de dos fuentes principales: Una, generada a partir de elementos externos, propiamente de parte...

Coaching-1;1
Los 8 puntos clave para potenciar sus 1:1

Si se quisiera saber cuál es una de las actividades más importantes que debe fomentar toda organización, sin duda alguna la mejora continua figuraría entre las principales. En la actualidad no se compite sólo a nivel nacional. Limitarse a una...